La mediación no funciona en el casco histórico.

Un conflicto vecinal entre varios vecinos en Las Armas deriva en una pelea con dos detenidos por parte de la Policía Local. Este conflicto se produce durante la misma semana en la que se celebra el juicio contra una persona que agredió a tres agentes de Policía en la calle Boggiero.

Al parecer los vecinos residentes de un bloque de viviendas bajaron a eso de las 00:45h a la plaza para invitar a los jóvenes de 18 años a cambiar la actitud por el ruido y las molestias que estaban generando. La discusión terminó con empujones y agresiones. En el intercambio de golpes, un joven de 18 de minorías propinó un puñetazo al vecino de 51 años fracturándole la mandíbula mientras que el chaval sufrió heridas por el codo.

Es muy habitual la presencia de la Policía Local y Policía Nacional en la zona ya que además de ser conocido el menudeo de drogas ya no se esconden, por lo que quienes consumen lo hacen a la vista de todos. Los vecinos están encantados con la presencia de la policía, todos los comerciantes se acercan a hablar a invitar a los propios a agentes a seguir patrullando por la zona.

La dejadez con la que el Gobierno Municipal está actuando en el Casco Histórico es increíble, permitiendo el deterioro constante e imparable de una zona única en la ciudad. Una zona de Zaragoza que sobrevive gracias a la intervención de la Policía Local y al empuje de algunos vecinos de la zona.

La convivencia pasa por el cumplimiento de la normativa y la mejora de la educación. La mediación no funciona en el Casco Histórico a pesar de que la concejala Elena Giner insista en ello.

Deja un comentario