CRECE EL NÚMERO DE PERSONAS EN TRATAMIENTO POR EL CANNABIS.

Las admisiones a tratamiento por consumo de cannabis en Aragón han aumentado de forma continuada en los últimos diez años, siendo esta sustancia la droga por la que más tratamientos se han iniciado entre los jóvenes de 14 a 20 años respecto al total de tratamientos de la red específica de atención a drogodependientes de la Comunidad.

Así se desprende del II Plan Autonómico sobre drogodependencia y otras conductas adictivas (2010-2016), que muestra cómo la evolución de las admisiones a tratamiento por consumo de esta sustancia en Aragón ha sido ascendente desde el año 2003 a esta parte.

Según datos facilitados por el departamento de Sanidad del Gobierno de Aragón, el número de aragoneses en tratamiento por consumo de cannabis prácticamente se ha duplicado en diez años, pasando de 137 personas en 2005 a 362 en 2015.

A pesar del aumento de la percepción de riesgo asociada al consumo diario de esta sustancia, que se sitúa en torno al 87%, los expertos alertan de que el cannabis sigue siendo la droga ilegal más presente entre los jóvenes, con prevalencias de consumo de “alguna vez en la vida” muy elevadas.

A juicio del doctor Rodrigo Córdoba, profesor de la Facultad de Medicina de la Universidad de Zaragoza, este incremento de personas en tratamiento por consumo de cannabis responde a una tendencia clara en la sociedad actual: la “banalización” del consumo de cannabis y la “pérdida del miedo y el respeto a los problemas psiquiátricos”.

CUALQUIER CONSUMO DIARIO, SIN IMPORTAR LA CANTIDAD, ES POTENCIALMENTE PROBLEMÁTICA PUESTO QUE DENOTA UN NIVEL DE ADICCIÓN FÍSICA O PSÍQUICA. 

Hoy en día se ha exagerado mucho este tema diciendo que el cannabis no es adictivo y que tiene efectos beneficiosos en la salud cuando las indicaciones terapéuticas de esta sustancia se pueden contar con los dedos de la mano. Cuando el consumo se produce antes de la adolescencia, y van más allá del daño respiratorio y el riesgo cancerígeno que puede aparecer a largo plazo como consecuencia de la inhalación continuada de humo.

EL MAYOR PROBLEMA DEL CANNABIS SON LOS EFECTOS PSIQUIÁTRICOS QUE PUEDE ACARREAR A CORTO PLAZO. SE ESTIMA QUE EL 10% DE LOS QUE CONSUMEN CANNABIS A DIARIO A CABA TENIENDO UN BROTE PSICÓTICO Y LA INCIDENCIA DE LA ESQUIZOFRENIA EN LA POBLACIÓN ES DE 1%.

Advierte Córdoba en un intento por concienciar a los jóvenes del aumento de casos problemáticos que están viendo tanto en los servicios de psiquiatría de los hospitales aragoneses como en las Unidades de Atención y Seguimiento de Adicciones (UASA) de Aragón.

En la actualidad, en la capital aragonesa, hay cuatro Unidades de Atención y Seguimiento de Adicciones que se ocupan de estos casos. Una de ellas es la UASO de Cruz Roja, que según datos facilitados por esta entidad ha atendido a 40 personas adictas al cannabis como sustancia principal en el último año.

LA LEY DE SEGURIDAD CIUDADANA FUNCIONA.

“El incremento sobre todo se debió a que muchos jóvenes que acudían tras haber sido sancionados con una multa administrativa (principalmente por consumir en la calle), de acuerdo a la Ley Orgánica 4/2015 del 30 de marzo podían sustituir esta por un tratamiento en alguna de las UASA“, explica Susana Royo, subdirectora provincial del Departamento de Intervención Social de Cruz Roja en Zaragoza, quien indica que, en la actualidad, el número de usuarios ha descendido con respecto a años anteriores debido a que las personas sancionadas con multas administrativas por consumo en la vía pública -que es la fuente principal de acceso al proyecto- solo se aplica a menores de edad.

Lo que cabe destacar que se podría abrir esa posibilidad a personas mayores de edad, que conmuten una multa administrativa (la primera multa) con la posibilidad de acudir a un centro de tratamientos de las adicciones.

POR CONTRA, EL ALCALDE DE ZARAGOZA A FAVOR DE REGULAR EL CONSUMO DE CANNABIS.

El alcalde de Zaragoza quiso abrir el debate en enero de este año afirmando que

LA AUTORREGULACIÓN DEL CANNABIS PUEDE SER UN NEGOCIO DESDE EL PUNTO DE VISTA FISCAL. UNA CONDUCTA BIEN INFORMADA NO HACE DAÑO A NADIE.

Santisteve no concretó si iba a regular mediante una ordenanza los locales de consumo de cannabis, pero quiso lanzar un brindis al sol sobre la regulación de este tipo de clubes.

La gráfica muestra el nº de personas admitidas a tratamiento por consumo de cannabis. Esta gráfica es solo la punta del iceberg porque hay que tener en cuenta dos factores: el primero es que estas personas han accedido de manera voluntaria a recibir un tratamiento porque son conscientes de su dependencia a la droga y ha causado ya muchos problemas en el entorno familiar.

La segunda es que es una lista de admitidos y, por lo tanto, habrá excluidos. Es decir, otro tanto número de personas que por determinadas circunstancias, como la falta de compromiso o numerosas reincidencias, no han sido admitidos este tipo de tratamientos. Por supuesto que habrá un número muchísimo más elevado de personas que son dependientes del cannabis pero que no acuden a ningún centro a buscar ayuda o información.

Respecto al consumo de cannabis en el últimos mes, las cifras de la población escolaridad es alarmante. A pesar de que son datos del 2008-2009, el porcentaje de personas que consume cannabis de entre 14 y 18 años parece ‘mantenerse’ en torno al 30%

¿NECESITO AYUDA DÓNDE ACUDO?

En Zaragoza existe el Centro Municipal de Atención y Prevención de las Adicciones que está situado en la avenida Pablo Ruiz Picasso 59 (al lado del cuartel de Policía Local). Gozan un enorme programa sobre distintos tipos de adicciones y un personal muy cualificado que está siempre disponible;

  • De lunes a jueves desde las 8h hasta las 21h.
  • Viernes de 8h a 15h.

Clic aquí para acceder al Plan Autonómico sobre Drogodependencia.

Deja un comentario